Asebec/ Spanish Ceramic Technology

Maincer en un proyecto para convertir cáscaras de huevo en cerámica

La Comisión Europea ha aprobado el proyecto del Instituto de Tecnología Cerámica (ITC) Life Eggshellence, por el que va a utilizar la cáscara del huevo para la fabricación de azulejos cerámicos. Dos empresas de Castellón, Euroatomizado y Maincer (firma adherida a Asebec / Spanish Ceramic Technology), forman parte del grupo que desarrollará este estudio que vincula a dos sectores productivos muy diferentes: los de producción y procesado de huevos y el de producción cerámica. La idea: reutilizar los residuos de miles de toneladas de cáscaras de huevo que se producen cada año para procesarlos como materia prima en la fabricación de azulejos cerámicos.

Junto a Euroatomizado y Maincer participan las empresas Agotzaina y la lusa Mota Ceramic Solutions, además de la Universidad de Aveiro, en Portugal. Según la investigadora Francisca Quereda (UJI), «la idea del proyecto surge al identificar un problema en la industria del procesamiento de huevos, ya que se estima que en Europa se generan alrededor de 150.000 toneladas de cáscaras de huevo cuyo destino son los vertederos, con problemas como malos olores o crecimiento de bio-organismos que suscitan quejas o denuncias«. La primera reunión del grupo ha tenido lugar este miércoles.

Los dos países involucrados en este proyecto, España y Portugal, producen actualmente 5.500 toneladas al año de residuos de cáscaras de huevo, en el caso de Portugal y 16.000 toneladas al año, en el caso de España. Si a ello añadimos los costes de transporte de estos residuos a los vertederos, que se situarían en torno a los 25 y los 60 € por tonelada, se alcanzarían unos costes añadidos de entre 50.000 y 100.000 € al año.”

Este proyecto intentará demostrar la viabilidad técnica de la utilización de la cáscara de huevo como materia prima secundaria en la producción de azulejos de cerámica, ya que el carbonato cálcico que contiene la cáscara de huevo se utiliza en las composiciones cerámicas.